Inicio » Finanzas » 5 razones por las que contar con un asesor financiero es la mejor opción para tu empresa

Cuando se trata de finanzas o contabilidad, no hay una solución universal. Todos tenemos necesidades, objetivos y recursos diferentes. Y esto mismo les pasa a las empresas. Cada una toma un camino distinto. Pero, para alcanzar el éxito, es necesario contar con un experto o asesor financiero.

Tener un control financiero de la empresa no solo ayuda a gestionar mejor el dinero y el capital, sino que facilita la correcta toma de decisiones. Lo que se suele traducir en unos mayores y mejores beneficios económicos. Sin embargo, inevitablemente, no todos sabemos de todo. Un arquitecto sabe de construcción y diseño, pero no tiene por qué conocer todo acerca de las finanzas de una empresa. Por ello, es importante tener en cuenta el papel del asesor financiero.

Ferran Adrià dijo una vez: “Un chef, por muy bueno que sea, si no sabe de presupuestos y de balances seguro que fracasará. Si no hay una buena gestión, todo lo demás no vale”. Esto simplemente quiere decir que, sin una adecuada gestión económica, cualquier negocio tendrá más probabilidad de fracaso. Este es el principal motivo por el que es necesario contar con un asesor financiero, pero no es el único.

¿Por qué contratar una asesoría financiera?

  1. Experiencia en la materia

    Un asesor financiero está formado y especializado en esta disciplina. Esto quiere decir que conoce a la perfección la normativa que debe cumplir tanto una empresa como un autónomo. Esto aporta seguridad a la empresa, ya que siempre estará lista para una posible inspección fiscal y el empresario podrá dedicar su tiempo a otras gestiones.

    En VENTIUM contamos con más de 20 años de experiencia asesorando a PYMES de todos los sectores. Y, además, contamos con una plataforma digital que permite a los empresarios acceder a los datos financiero de su empresa desde cualquier lugar y en cualquier momento. Lo que nos lleva a la siguiente ventaja.

  2. Aumento de la productividad

    Para que una empresa tenga éxito, siempre tiene que haber un buen equipo detrás. Pero, para eso hace falta tiempo y recursos. En la mayoría de las ocasiones, externalizar algunas actividades o departamentos de la empresa es la mejor opción. Como puede ser en el caso de las finanzas. Confiar en un equipo especializado en la materia se traducirá en no solo la mejora de resultados, sino también en un ahorro de tiempo e incremento de la productividad.

    Desde VENTIUM ofrecemos estos servicios de ‘outsourcing’. De modo que la empresaria o el empresario pueda externalizar estas funciones de control de gestión y dirección financiera, lo que le supondrá un ahorro de costes muy importantes para la empresa.

  3. Optimización de los recursos y ahorro de costes

    Optimizar los recursos siempre supone un ahorro de costes. Pero, hay que saber cómo hacerlo. Aunque una asesoría financiera te proporcionará información real y transparente, no siempre lo hará en el momento que tu lo deseas. Por eso, en VENTIUM hemos ido un paso más allá, combinando servicios de asesoramiento financiero y fiscal con una herramienta digital en la que el empresario puede encontrar la información financiera-contable en tiempo real.

    Esta combinación de conocimiento humano y digitalización no solo disminuye el margen de error y evita trámites y papeleos, sino que además permite sustituir un departamento financiero, lo que supone un fuerte ahorro económico.

  4. Análisis global de la situación y control de la normativa

    Un asesor financiero no solo se centra en la inversión, sino que sabe analizar la situación general financiera de la empresa y, gracias a la cercanía con el cliente, también conoce cuáles son sus límites y objetivos. Además, siempre ayudará al cliente a tomar las mejores decisiones ya que su único objetivo es beneficiar al cliente. Al final, es un éxito conjunto. Analizará de manera independiente todas las opciones existentes en el mercado para realizarte la mejor propuesta.

    Además de esto, hay una parte muy importante e indispensable que te ofrece una asesoría financiera. Y es que esta siempre está al corriente de la normativa que debe cumplir cada empresa y las ayudas y subvención de las que puede beneficiarse.

  5. Personalización, transparencia y confidencialidad

    Asesor y empresario siempre trabajarán como equipo. Como hemos dicho, el éxito de uno es también el éxito del otro. Por lo que ambos tendréis objetivos comunes. El trato por parte de un asesor financiero siempre será cercano y personalizado. Además, como expertos profesionales, la confidencialidad y el secreto profesionales están garantizados. Por lo que se forjará una relación de confianza plena.

Si estás pensando en contratar un asesor financiero, no dudes en contactar con VENTIUM para que podamos informarte sobre nuestra combinación de asesoría y herramienta digital.